Mientras en Híjar se discutía y la gente se dividía, otros, al parecer, vivían cojonudamente de chanchullos y pufos.

Todos recordamos y aun esta en danza, la modernización de los regadíos, la concentración de la huerta y el secano de Híjar y  los enfrentamientos que ello genero entre los agricultores por las diferentes interpretaciones que se hicieron de ello y sobre todo por los costes que ello llevaba. No se hizo nada, y…

Pues la empresa que gestionaba y comandaba todo aquello, SIRASA, miren como se encuentra. Mientras los agricultores se peleaban, ellos, (algunos politicos y otros puestos por ellos),  se las estaban llevando y una vez más descojonándose de los que los eligieron y pagan impuestos.  Fusiones y chanchullos para vivir a cuerpo de rey los hacedores, los amigos y los palmeros.

Así está el tema y me temo que esto solamente será la punta del iceberg.

Pascual Ferrer Mirasol

La Cámara de Cuentas detecta 22 irregularidades en Sarga en el 2015

Los fallos se hallan en las retribuciones, las dietas, la falta de convenio o las contrataciones. Tres directivos siguen cobrando como tal pese a que no lo fueron tras la fusión Sirasa-Sodemasa

  1. IBÁÑEZ , El Periodico de Aragon, 27/05/2017

La Cámara de Cuentas constata 22 incumplimientos en el informe fiscalizador de la principal empresa pública de la comunidad, Sarga, durante el año 2015. En su informe, hecho público ayer, elabora además cinco recomendaciones para mejorar la transparencia y la actividad de esta compañía, dedicada a la ejecución y gestión de infraestructuras publicas y a la prestación de servicios agroambientales para el desarrollo sostenible.

La mayor parte de los incumplimientos detectados tienen que ver con la contratación y ordenación del personal, la percepción de dietas y retribuciones y el saneamiento financiero de una empresa que se constituyó en el 2012, fruto de la fusión entre Sirasa y Sodemasa. La Cámara también advierte de que durante todo este tiempo no se ha hecho ningún informe de seguimiento o evaluación sobre el resultado de esta fusión.

El ente fiscalizador pone objeciones al nombramiento de la junta directiva, en el sentido de que en muchos casos no hay expedientes sobre el procedimiento de designación ni se justifica cómo se realizó la nueva dirección tras la fusión de Sirasa y Sodemasa. También constata que tres directivos de Sodemasa siguen cobrando en el 2015 como tal a pesar de que no continuaron como trabajadores de alto nivel.

diferentes retribuciones / Del mismo modo, entre el resto de empleados también se cometieron desajustes que no se justificaron de la forma debida. «El personal de Sarga sujeto al convenio colectivo de Sirasa percibió retribuciones por distintos conceptos por importe de 203.000 euros (4,4 % del importe total de las retribuciones de este personal) sin suficiente soporte o justificación», indica el documento. Asimismo, continúa: «164 empleados percibieron retribuciones por encima de lo previsto en el convenio colectivo para el puesto/categoría sin que exista justificación documental. Ello supone una cuantía de 64.000 euros al año.

Algunos trabajadores percibieron retribuciones no recogidas en el capítulo Condiciones económicas del convenio colectivo y sin que estuviesen aprobadas normas que regulasen su cuantificación y asignación por importe total de 26.000 euros. En concreto: plus de especial dedicación, plus de transporte por traslado al centro situado en el polígono Malpica, plus 112 y plus Alfranca.

Lo mismo sucedió con 76 empleados de Sarga que estaban sujetos al convenio de Sodemasa y percibieron 110.000 euros por encima de lo previsto en el convenio de la sociedad extinguida. De hecho, la Cámara de Cuentas insta a la empresa a que tenga convenio de trabajadores.

La principal fuente de ingresos de Sarga son los encargos de ejecución, que alcanzan los 47.000.000 de euros y representan el 70 % de sus ingresos, si bien, en doce encargos se pone de manifiesto que la sociedad no tiene los medios propios para llevar a cabo la prestación objeto y procede a subcontratarlo: en unos casos en un 60 % y en cuatro encargos en un 80 %. Además, en el caso de las obras de emergencia derivadas de las inundaciones por la crecida del Ebro en febrero y marzo de 2015 se subcontrató casi el 100 %.

A este respecto la Cámara advierte que el encargo de obras de emergencia está reservada por la Ley de Contratos «en exclusiva a la Administración». Las sociedades mercantiles, aunque sean integrantes del Sector Público, no pueden acudir a la tramitación del artículo 113 de la Ley de Contratos, que concibe esta modalidad de tramitación para cuando se «tenga que actuar de manera inmediata» y en los supuestos tasados en la misma; y, en todo caso, para actuaciones que se limiten a lo estrictamente indispensable para remediar los daños producidos.

 

  1. PÉREZ, en abc aragon, El 15/04/2016, nos contaba esto, aunque ciertas cosas, no sé porque, trascienden poco a la opinión publica

La UDEF investigará las cuentas de la empresa pública Sarga, del Gobierno de Aragón.

 

CC.OO. denuncia el presunto saqueo de fondos en esta sociedad, que prevé perder este año más de un millón de euros.

 

La UDEF, la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal de la Policía, abrirá una investigación de las cuentas de la empresa pública Sarga, para determinar si ha habido actividades delictivas en la gestión económica de esta sociedad del Gobierno aragonés.

Las pesquisas de la UDEF arrancarán a raíz de la denuncia que acaba de presentar el sindicato Comisiones Obreras apuntando a un presunto saqueo de fondos públicos en esta empresa pública. Dice CC.OO. que sus cálculos apuntan a un desvío irregular de dinero público de al menos medio millón de euros.

Sarga es la consecuencia de la fusión de las anteriores empresas públicas Sodemasa y Sirasa. La primera de ellas estuvo bajo el estrecho control del PAR desde su nacimiento, en los años en los que los aragonesistas gobernaron en coalición con el PSOE del expresidente Marcelino Iglesias.

Tras la llegada de Luisa Fernanda Rudi (PP) –que gobernó en la pasada legislatura en coalición con el PAR– se acometió un proceso de reestructuración que supuso, en primer lugar, la fusión de Sodemasa y Sarga, y después la reorganización interna para intentar mejorar la gestión económica de la sociedad resultante (Sarga).

Esta empresa pública se ha sostenido sistemáticamente con la inyección de decenas de millones de euros de fondos públicos desde el Gobierno aragonés en concepto de prestaciones de servicios y realización de trabajos encargados directamente por el Ejecutivo regional a Sarga.

Despidos por irregularidades

En los últimos meses se han producido dos despidos rodeados de presuntos fraudes. Por un lado, un trabajador acusado de haber defraudado a Sarga 4.315 euros en falsos gastos de kilometrajes y, más recientemente, otro empleado por haber cargado a esta empresa pública 3.900 euros en falsos recibos de comidas.

CC.OO. también va a llevar la gestión de Sarga ante la Inspección de Trabajo y ante la Agencia Tributaria. Considera este sindicato que se han acumulado irregularidades en varios ámbitos, tanto el laboral como el de gestión económica, que ha supuesto un perjuicio directo a las arcas de esta empresa pública y, por extensión, a los fondos de la Administración autonómica.

Este sindicato ha criticado que se está acometiendo desde el actual Gobierno aragonés PSOE-Chunta un proceso de progresivo desmantelamiento de esta empresa pública. CC.OO. afirma que, ya desde la pasada legislatura, se ha ido recortando la plantilla de Sarga, de la que asegura que han sido despedidos más de 100 de los 450 empleados que tenía.

Fondos públicos recortados

Sarga prevé acumular este año unas pérdidas de más de un millón de euros tras el tijeretazo que el actual Ejecutivo PSOE-Chunta ha decidido aplicar a los contratos por encargos de trabajos y servicios públicos que se venían haciendo a esta empresa pública que suma unos costes de personal de 29 millones de euros.

El Gobierno aragonés también ha reducido drásticamente las subvenciones directas que venía concediendo a Sarga: de los 543.000 millones que le concedió en 2014 se pasará este año a los 249.000 euros.

La cifra de negocios de Sarga, nutrida en su inmensa mayoría por los encargos del Gobierno aragonés en áreas medioambientales, pasará de los 67 millones de euros del año pasado a 47 millones este año.

AHI SIGUE, COSTANDONOS UN BUEN DINERO A LOS ARAGONESES.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s